sábado, 28 de enero de 2017

28 de enero de 1813 - Parte del Cuartel de retiro: El Coronel San Martín rumbo a San Lorenzo

Temprano en la mañana parten 120 Granaderos a Caballo a las órdenes del Coronel de Caballeria José Francisco de San Martín. Su destino: las costas del Paraná.



Pocos días antes, se ha recibido la noticia que una escuadra realista ha salido del Puerto de Montevideo, remontando el Paraná. Está bien armada y pertrechada, contando a su vez con un buen número de infantes a bordo.

La orden del Triunvirato es de darles un escarmiento, ya que es costumbre de estos marinos, asolar las costas del Paraná, tratando de llevar suministros a la sitiada Ciudad de Montevideo. Y el encargado de esa misión es el Coronel San Martín y sus Granaderos, cuerpo de Caballeria que todavía no había cumplido ni siquiera un año de su creación.

Marcharán durante las noches, guiados por las estrellas y los baqueanos. Evitarán el calor del día y los ojos indiscretos. Irán disfrazados de paisanos, ocultando sus uniformes militares.

Luego de varios cientos de kilómetros, llegarán a un Convento al norte de la Villa del Rosario, donde probaran el filo virgen de sus sables. Según muchos historiadores, la marcha militar más rápida de la historia.

Hoy se cumplen 204 años de la partida de aquellos centauros de sus Cuarteles del Retiro. Para muchos será el inicio de su vida militar al servicio de la Patria. Para otros, dieciséis precisamente, será el ingreso a la Gloria y la Inmortalidad.

Recordemos con devoción a aquellos bravos que partían a su Bautismo de Fuego, hacia un lugar llamado "San Lorenzo".

Antigua foto del Cuartel de Retiro. En 1864, por un accidente, estalló su polvorín, destrozándolo. Poco después sus restos fueron demolidos.

Ocupaba el actual predio de la Plaza San Martín, en el Barrio de Retiro, en la Ciudad de Buenos Aires.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada