martes, 16 de febrero de 2016

13 de Febrero de 1827: Batalla de Bacacay

No fue una batalla sanmartiniana, en el más sentido estricto de la palabras. Sin embargo tuvo tintes que si lo fueron.



No hallamos en los inicios de la Guerra contra el Brasil, en 1827.
Ya el Ejército Republicano Argentino había invadido territorio brasileño, en virtud de la Guerra por la tenencia de la Banda Oriental. Ya Alvear, comandante de las tropas argentinas, había tomado la brasileña Ciudad de Bagé. Allí dividió sus fuerzas en tres grupos o columnas.

Las tropas rioplatenses se internaron en territorio enemigo, buscando a su adversario con intenciones que provocar un encuentro armado.

El Marqués de Barbacena, Jefe de las tropas IMperiales, decide hacer frente a los invasores en proximidades de la Sierra de Camacuá.

Para eso adelante una columna fuerte de 1.100 jinetes brasileños.

Desprendiendo una columna de unos setenta hombres, los imperiales se atacan a las avanzadas patriotas que se hallaban en la zona. Sin embargo, el Coronel Juan Galo de Lavalle, al mando de sus "Coraceros", aparece en escena y sablea sin piedad a los brasileños, los que terminan huyendo cobardemente del campo de batalla, dejando una treintena de muertos y varios heridos. Por su parte, los argentinos tuvieron siete muertos y seis heridos.

Y aquí volvemos a las líneas iniciales. Muchos de los "Coraceros" que formaban parte de las tropas de Lavalle, el Gran Granadero de la Guerra de la Independencia, eran precisamente viejos Granaderos a Caballo, sobrevivientes de la Epopeya Emancipadora. Cuando en 1826, Bernardino Rivadavia disuelve al Regimiento de Granaderos, muchos de esos soldados fueron distribuidos en distintas unidades, entre ellas, los "Coraceros" de Lavalle.


Hasta aquí lo que fue la Batalla en sí. Sin embargo, ahora queremos hacer salvedad con respecto a un error que ha perdurado por años. Y que nos perdonen nuestros camaradas del RCE 4 "Coraceros General Lavalle".

Vistosos son los cascos plateados que llevan sobre sus cabezas con sus penachos.
Sin embargo es una visión errónea del uniforme primigenio. No usaban cascos metálicos, sino morriones a la usanza de los diversos cuerpos del período de la Independencia, Usaban, sí, coraza que protegía pecho y espalda, pero no cascos de metal.

Aquí les acercamos una ilustración de como eran los uniformes de los Coraceros primigenios. Como verán, eran muy similares a los usados por los Granaderos a Caballo durante la Guerra de Independencia...

Éste era el uniforme de los vencedores en "Bacacay".

Fuente: Granadores Bicentenario

No hay comentarios:

Publicar un comentario