martes, 31 de marzo de 2015

¿Sabías que una vez tuvimos una moneda de reconocimiento global? ¿Sabías que los indígenas fueron realistas y católicos en la guerra civil hispanoamericana de principios del siglo XIX?


por Patricio Lons

Ahora podés entender a quienes benefició nuestra independencia y porqué nos hicieron la guerra los ingleses.

Con esta moneda mundial, el real de a ocho, podías caminar desde el Río de la Plata hasta Filipinas y China, donde fue base del yuan chino y otras monedas asiáticas y donde circularon 515 millones de monedas de plata americana con reconocimiento legal hasta 1948, eso es 124 años después de la batalla de Ayacucho, cuando comienza nuestro declive, batalla en la cual se enfrentaron no menos de ochenta familias en ambos bandos, cometiéndose el suicidio de nuestra patria. Martín de Álzaga, héroe de las invasiones inglesas, que manejaba el comercio asiático con Filipinas y Buenos Aires, no quiso entregar las rutas comerciales a los ingleses y por eso, lo fusilaron los revolucionarios de Mayo y así perdimos todo nuestro comercio con Asia. Esta fue la primera moneda global, el real de a ocho u onza castellana de plata reconocida en los cinco continentes y fue nuestra moneda. Y se perdió a partir del Tratado de amistad y comercio con gran Bretaña firmado por los nuevos estados americanos en 1825. Saquen sus conclusiones sobre lo que significó una seudo independencia. ¿Sabias que en los siglos XVI al XIX las economías de China e Hispanoamérica eran complementarias gracias a la fortaleza de nuestra moneda y la pérfida Albión atacó a ambos imperios hasta destruirnos?

Esa política se mantiene. Actualmente Londres le maneja la introducción del yuan al mercado mundial desde su banca y a nosotros nos dominan a través de grupos que manejan a todos los partidos de gobierno y oposición, que han entregado nuestras riquezas naturales a empresas y bancos ingleses y han destruido a la educación, a las FFAA y a la familia.
Ese es el legado de los libertadores: haber colaborado con poca conciencia política a una estrategia global de dominación. Tal vez por eso Belgrano, Bolívar, San Martín y Aguinaldo expresaron pesares y arrepentimientos posteriores. La banca no puede perder a China y a Argentina en su proyecto global, hasta esta alianza argentino-china en la Patagonia desguarnecida y con secesionismo mapuche a ambos lados de la cordillera, manejado por Inglaterra, es en conveniencia de intereses ingleses, que (por las dudas) fortalecen su posición militar desde Malvinas. ¿Será nuestra Patagonia y el sur de Chile, monedas de cambio entre las potencias?

Nos midieron el ataúd a todos los pueblos hispánicos en los siglos XVIII y XIX y lo vuelven a hacer en el XXI.

En Asia se comercializaba con nuestra moneda hasta que desaparecimos como imperio y fuimos sustituidos por la libra inglesa que se quedó con el mercado asiático y nosotros con la pobreza disfrazada de libertad. ¿Ahora se ve más claro porqué llevamos dos siglos de retraso con escasos y honrosos períodos de lucha por nuestra dignidad? ¿Entendéis porqué no debemos olvidarnos de aquel dos de abril de 1982 pleno de dignidad nacional, donde las únicas naciones que nos apoyaron en la guerra de las Malvinas fueron de origen español como Perú, Guatemala, Bolivia, Ecuador, Paraguay, Panamá, Venezuela y cientos de militares españoles que se ofrecieron de voluntarios? ¿Entendéis que si nos damos cuenta de que somos 550 millones de compatriotas hijos de la Madre Patria, podemos construir una potencia? Ahora se ve más claro porqué se trabaja tanto en destruir a nuestra identidad y cual debe ser nuestro accionar. Malvinas debe ser una gesta conjunta de la hispanidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario